sábado, 21 de abril de 2012

Quisiera que te aferres de mi mano
y pruebes de vivir en este sueño,
soñar no puede nunca ser en vano
y puede hacerse realidad cada deseo.

Lo sé, me queda un poco grande todo el mundo,
pero aún no aprendo a darme por vencido.
¿Por qué no he de intentar abrir caminos
y hacia el mundo que buscamos fijar rumbo?

Nadie dejó escritas las historias.
No puedo prometer "no habrá dolor",
mas si esto que sentimos es amor
que no se esconda sólo en la memoria.

No hay comentarios:

Publicar un comentario