miércoles, 30 de junio de 2010

Ira

¿Dónde están
las sombras, los cuatro jinetes,
el pedrisco, Abaddon,
las criaturas y los siete candelabros,
el abismo de fuego,
el elevado solio,  el azufre,
los gritos, el dragón,
los terremotos, el sol oscuro,
los mares de sangre y el miedo?

¿Qué debo hacer
con un ataúd, un puñado de tierra
y éstas lágrimas?

5 comentarios:

  1. jajajajaja "¿Qué debo hacer
    con un ataúd, un puñado de tierra
    y éstas lágrimas? " jajajaja todavía podés hacer plantines =D

    ResponderEliminar
  2. ....disfrutar del placer de saber que aun podes sentir las lagrimas...y sonreír por la posibilidad de una resurrección....

    besos! lo quiero caballero!

    ResponderEliminar
  3. ... un poema tan hermoso como este, que no es poca cosa.
    Saludos, un gusto encontrarte.

    ResponderEliminar
  4. que podés hacer?.. evitando la idea del germinador.. podes generar un recuerdo.. eso podes hacer. Podes construir sobre el apocalipsis posible, el más propio de los paraisos: un recuerdo.. ♥ te quieroO

    ResponderEliminar